Cuando has probado muchos tratamientos  para eliminar la celulitis y no te ha funcionado ninguno, te sientes realmente frustrada y engañada. ¡Ya no sabes que hacer!

Sin embargo, no siempre los malos resultados dependen 100% del método utilizado.

Así que no te resignes, hay maneras de mejorar los hoyuelos y tu figura en general, y te las vamos a explicar ahora mismo.

Lo primero, tienes que ser realista y saber que debes poner también de tu parte para que funcionen.

No es cuestión de obsesionarnos con tener un cuerpo de revista, si no conseguir un cuerpo más saludable y bonito, con el que  nos sintamos mejor, más seguras y guapas.

Es importante tener una idea de qué  es la celulitis. Que la produce y saber que, aunque los hábitos saludables ayudan a minimizarla, una vez que aparece, es un proceso progresivo, inmune a dietas y ejercicio.

La celulitis no está directamente relacionada con el sobre peso, una mujer delgada y deportista, puede tener celulitis. Pocas mujeres tienen la suerte de no sufrirla en algún momento de su vida.

Es importante actuar sobre las causas que producen la celulitis

Hay que empezar por la retención de líquidos y toxinas en los tejidos. Bien por malos hábitos, por temas genéticos u hormonales se produce una retención de líquido, que el sistema linfático no ha podido drenar.

Esto provoca que se desencadene un comportamiento anómalo de las células grasas subcutáneas (adipocitos), que crecen en tamaño y cantidad (bultos).

Además, la microcirculación se daña y esto afecta a las elasticidad del tejido conectivo, que al recibir menor cantidad de oxigeno se vuelve rígido (hoyuelos).

piel sana

Y lo peor, una vez que aparece, ¡¡tiene intención de quedarse siempre con nosotras!!

Para librar esta dura batalla, hay que tener algunas cosas claras y ponerse manos a la obra cuanto antes.

3 CLAVES PARA QUE EL TRATAMIENTO PARA ELIMINAR LA CELULITIS  FUNCIONE

1 No esperes milagros, si no tienes buenos hábitos

El tratamiento que elijas puede ser el mejor, pero funcionará de manera mas eficiente en combinación con una alimentación sana y una buena rutina de ejercicios. Por lo general, utilizamos anticeluliticos y seguimos teniendo malos hábitos, lo que dificulta enormemente romper el proceso celulítico.

¿Qué son malos hábitos? ingerir grasas y harinas (especialmente trigo), que son dañinos para el organismo, beber poca agua, tomar bebidas alcohólicas o con gas, no comer verduras y fruta…

También influye negativamente el llevar una vida sedentaria, que es una causa de la aparición de la celulitis. Ten en cuenta que con caminar 30 min al día a paso ligero es suficiente para estar activas, no hace falta mucho más.

Así que no esperes obtener resultados mágicos si empleas algún tratamiento anticelulitico y a la par de esto consumes comida basura y no haces ninguna actividad física.

2 Hay que tener paciencia

Por lo general buscamos tratamientos anticeluliticos que hagan magia, cuando lo importante es saber que la paciencia y la constancia son las claves para tener éxito.

Todos los tratamientos necesitan un poco de tiempo para empezar a realizar el efecto que queremos. Las mujeres constantes acaban obteniendo buenos resultados si encuentran el tratamiento adecuado para ellas.

También, hay que ser conscientes de que los tratamientos no serán igual en función del tipo de celulitis que tengamos.  Habrá que ser más paciente cuanto mayor grado de celulitis tengamos.

celulitis incipiente (grado 1)

3 Hay que ser constantes

No hay que engañarse, si no vamos a ser constantes, ningún tratamiento va a funcionarnos.

A veces notamos buenos resultados tras un tratamiento profesional porque vamos a hacernos las sesiones que hemos contratado, y cuidamos la alimentación durante este periodo de tiempo.

Pero, justo cuando empezamos a notar que la celulitis mejora, se acaba el tratamiento y dejamos de cuidarnos, porque no seguimos en casa manteniendo esta constancia.

Al ser un proceso progresivo, la celulitis volverá a aparecer, y tendremos que repetir el tratamiento, sin conseguir nunca salir de este círculo vicioso.

Debemos buscar un tratamiento efectivo que se adapte a nuestra rutina, que nos ayude a ser constantes y no nos de pereza utilizar.

Lo mismo que te arreglas todos los días, debes actuar sobre tu celulitis para mantenerla a raya

De que nos vale gastar el dinero en tratamientos si lo vamos a utilizar un día si y tres no. Muchas mujeres caen en el error de decir que el tratamiento no funciona cuando son ellas quienes no están siendo constantes.

Es importante seguir las recomendaciones de los tratamientos, no podemos andar por la vida comprando y comprando, probando cosas diferentes sin usarlas correctamente.

Aclarados estos puntos vamos  a conocer los tratamientos que funcionan, si se siguen las premisas anteriores: buenos hábitos, paciencia y constancia.

LOS 3 MEJORES TRATAMIENTOS PARA ELIMINAR A CELULITIS

Estos tres tratamientos, siguiéndolos al pie de la letra, se encargaran de eliminar  los hoyuelos de tu piel. No dejes de ser constante, será además muy beneficioso para tu salud.

1 MASAJES REDUCTORES: el tratamiento más eficaz

Este es uno de los métodos más efectivos a la hora de eliminar la celulitis.  Solo debemos hacerlo correctamente, lo cual no es fácil, sin ser expertos.

El masaje celulítico profesional es una opción, pero pocas mujeres pueden permitirse ir varios días por semana a un salón especializado.

En casa, podemos aprender a realizar algunas maniobras de masaje. Lo primero que debemos conseguir es drenar las piernas, ya que la retención de líquidos y toxinas son la principal causa de la aparición de la celulitis.

Drenar las toxinas, es el primer paso para combatir la celulitis

En un segundo paso, hay que amasar profundamente los nódulos que forman la celulitis en sentido rotatorio y ascendente.

Es normal, si se hace correctamente, que se formen moretones o nos duela un poco, en las zonas donde esté más dura la celulitis.

Si no tenemos tiempo, ni experiencia, hay aparatos que nos pueden ayudar a hacernos esta tarea mucho más sencilla y efectiva.

Si te interesa saber más, descubre Glo910, el dispositivo de lipomasaje que está revolucionando el tratamiento de la celulitis en casa. Es fácil de usar y reproduce fielmente las maniobras de masaje profesionales, un gran aliado para mejorar el aspecto y salud de nuestras piernas.

Glo910, el lipomasajeador de uso doméstico que te ayudará a combatir la celulitis en casa

2 CREMAS REDUCTORAS: un complemento al masaje

Las cremas reductoras funcionan pero no son milagrosas. La piel es una barrera protectora, que impide su penetración. Por eso, cuesta que sus principios activos penetren hasta los niveles profundos donde se encuentra la celulitis.

Ten en cuenta que para comenzar a utilizar una crema reductora debes tener muy claras tus necesidades y la zona a tratar. 

Las de mayor calidad suelen ser untuosas porque tienen poco agua y gran concentración de principios activos.

Tipos de cremas:

  • Cremas liporeductoras, para quemar la grasa localizada y tratar la celulitis muy rebelde.
  • Cremas anticelulíticas, que además estimulan la microcirculación y tienen activos drenantes y tonificantes.

Es muy importante aplicarlas con las maniobras de masaje adecuadas para que penetren lo mejor posible.

 

3 DIETA SALUDABLE: comabte la celulitis y mucho más

El tercer tratamiento, y no por ser el ultimo es el menos importante se trata de la dieta. Con una buena alimentación podemos contribuir y ayudar a eliminar los hoyuelos que dan un aspecto de piel de naranja a nuestra piel.

La dieta se basa, esencialmente, en:

·      Dieta rica en proteínas, fibra, verduras y frutas frescas. Evitar las grasas (sobre todo las trans), las harinas, el exceso de sal, el azúcar (¡ojo! Esta presente en muchos alimentos envasados por ser un conservante barato). Olvídate de los precocinados y los fritos.

·      Beber agua (2 litros/día): nos ayudará a no retener toxinas y drenar el cuerpo, además de tener la piel y el organismo hidratado.

·      Incluir ciertos alimentos o bebidas que contengan efecto diuréticos: como la cola de caballo, el limón, el kiwi, la piña, la sandía, el apio, tomate, pepinos, manzana….

Los alimentos, que son diuréticos naturales,  ayudan a eliminar el exceso de agua del organismo a través de la orina.

Una de las ventajas que brinda la dieta como tratamiento anticelulitico es que no vamos a gastar mucho dinero y, gracias a ella, vamos a comer de manera mucho más saludable.

A largo plazo, mejorará nuestra salud y nuestra piel, y te notarás llena de energía. Como se suele decir: «Somos lo que comemos».

No podemos pretender estar delgadas y sin celulitis si comemos mal. Piensa en dejar hábitos como comer bollos, galletas, poner azúcar al café, al yogur o la leche… comer comida precocinada y envasada, fritos, bebidas con gas….

Tampoco pasa nada si nos damos un capricho de vez en cuando, lo disfrutaremos sin cargo de conciencia ni consecuencias en nuestro organismo.

Todos estos tratamientos son efectivos si mantenemos la disposición de realizarlos tal cual son, sin excusas ni complicaciones.

Si los seguimos, veremos una notable mejoría en nuestra salud y en nuestro cuerpo ¿No te animas a empezar ya?