Si pasas mucho tiempo de pie o sentada, puedes sufrir de piernas cansadas y doloridas. Y… ¡Es difícil relajarse y descansar cuando te duelen las piernas!

¿Por qué mis piernas están cansadas?

Generalmente, la causa de sentir las piernas cansadas es la disminución del flujo de sangre desde las piernas hasta el corazón.  Ocurre con frecuencia a las mujeres durante el embarazo, y también cuando nos hacemos mayores, pero también pueden ser causados ​​por pasar demasiado tiempo sentado o de pie, el uso de tacones…

Sin embargo, las piernas cansadas también pueden ser un signo de otras afecciones de salud subyacentes, por lo que si las experimenta con frecuencia, debe visitar a su médico para asegurarse de que no ocurra nada más grave. Puede leer más acerca de algunas de las otras causas de piernas cansadas en la University Healh News.

¿Qué puedo hacer para revivir mis piernas?

¡Tómate un baño!

Un baño caliente es una gran excusa para descansar las piernas y es muy relajante y calmante. Si usas sales de Epsom (sulfato de magnesio) en tu baño, también estarías reponiendo tus niveles de magnesio, ya que los niveles bajos de magnesio pueden contribuir a los calambres musculares. Algunos estudios han indicado que los niveles de magnesio en el cuerpo se pueden reponer a través de remojo en sales de Epsom.

¡Disfruta de un masaje!

El masaje puede ser muy útil para aliviar los síntomas de las piernas cansadas. El masaje del tejido profundo puede ayudar al drenaje, reduciendo la tensión y la hinchazón causada por la retención de líquidos. Esto hará que tus piernas se sientan más ligeras y aliviarán el dolor.

Si bien visitar a un terapeuta profesional de masajes es una excelente manera de obtener un masaje de tejido profundo, también puede ser costoso y llevar mucho tiempo. Ahora puedes disfrutar de un fantástico masaje de tejidos profundos en casa utilizando el Glo910, que tiene un potente motor y cabezales de masaje intercambiables, que le brindan de una variedad de excelentes tratamientos de masaje.

Extender

El estiramiento es una excelente manera de mantener nuestras piernas saludables, y los estiramientos de las piernas pueden ayudar a mejorar la postura, lo que a su vez reducirá los dolores y molestias de estar sentado y de pie. Estirar los músculos de las caderas y los glúteos puede ser muy eficaz, y una clase de yoga suave puede ofrecer una amplia gama de estiramientos. Aquí hay una breve clase de yoga específicamente para piernas cansadas: https://youtu.be/2137wAXvufE

¡Cepíllate!

El cepillado en seco puede ayudar a la circulación y mejorar el drenaje linfático, pero usar un cepillo estándar puede ser un trabajo duro y puede llevar mucho tiempo. Glo910 tiene un cabezal de masaje exfoliante Body Brush  que facilita el trabajo del cepillado en seco. Además,  tonifica su cuerpo, mejora la circulación y el sistema linfático en poco tiempo.

¡Muévete!

A menudo, las piernas cansadas son causadas por una mala circulación y el ejercicio ayudará a mejorar tu circulación y te hará sentirte mejor. Si tu día involucra estar mucho sentada o de pie, intenta ir a dar un paseo corto de vez en cuando, para que no te quedes atrapada en una posición durante demasiado tiempo. También subir escaleras, ir en bici, nadar… hay muchos ejercicios que te pueden ayudar a aligerar  las piernas.

Cuando estés sentada o de pie, puedes levanta una pierna y girar el tobillo (dibuja un círculo con los dedos de los pies). También puedes poner una pelota de tenis debajo del pie y mover el pie, mientras estás sentada.

¡Enfría tus piernas!

La terapia con frío es realmente buena para aliviar el dolor muscular y cuando se combina con el masaje, los beneficios son aún mayores. Una simple bolsa de hielo proporcionará un poco de alivio para las piernas y pies hinchados, pero puedes obtener aún más alivio usando el rotor  Glo Cool Legs en su Glo910. Guarda el rotor en el congelador y luego aplica un masaje frio cuando lo desees. El criomasaje reduce la retención de líquidos y hace que tus piernas se sientan ligeras y activas.

¡Mantente hidratada!

Todos sabemos lo importante que es mantenerse hidratada para nuestra salud general. Nuestra piel y nuestro organismo necesita unos 2 litros de agua al día.  También, puede ayudar a reducir los calambres musculares. Así que no olvides seguir bebiendo agua todo el día.

¡Arriba las piernas!

Y, finalmente, no olvides relajarse y levantar los pies al final de un largo día. No solo te hará sentirte más relajada, sino que también te ayudará a reducir la hinchazón. Al  elevar tus piernas por encima del nivel de su corazón,  ayudarás a tu circulación mediante el uso de la gravedad para mover la sangre de sus piernas a su corazón.